El lunes abrirán las compuertas en Itaipú para que crezca el río Paraná

La apertura del vertedero de la hidroeléctrica Itaipú comenzará el lunes 18 de mayo y se mantendrá su administración durante 12 días, para observar el comportamiento día tras día. Hoy sábado 16 de mayo en Paraná alcanzó el récord mínimo de 35 centímetros.

Río Paraná
Foto: sinmordaza

La central hidroeléctrica Itaipú, que está ubicada entre Brasil y Paraguay, resolvió abrirá compuertas durante doce días a partir del lunes 18 de mayo, para que mejore el nivel del río Paraná y asegurar así las condiciones de navegabilidad.

La decisión fue tomada por su Consejo de Administración luego de gestiones diplomáticas de los gobiernos de Argentina, Paraguay y Brasil, en beneficio de los dos primeros, dado que mejorará la altura del río Paraná y permitirá dar mayor seguridad a la navegabilidad de los barcos y buques dedicados al comercio.

La hidroeléctrica de Itaipú (del guaraní “piedra que suena”) es una represa binacional de Paraguay y Brasil, en su frontera sobre el río Paraná, con un desnivel de 120 metros de caída bruta y el título de la “mayor productora de energía del planeta” desde 2016.

El ministerio de Relaciones Exteriores del Paraguay envió el lunes una nota al Consejo de Administración de la hidroeléctrica ante la severa crisis hidrológica que afecta a la región, con impacto en todo el noreste argentino.

El gobierno paraguayo pidió a las autoridades de la represa una flexibilización del embalse a la cota 217 metros sobre el nivel del mar, para obtener niveles de agua del río suficientes que permitan a ese país ejercer su derecho de navegación fluvial, lo cual fue autorizado.

Para otorgar esa autorización, las autoridades de Itaipú consideraron en una reunión extraordinaria que tuvo lugar el miércoles último, dos situaciones: los contratiempos que venía registrando el tránsito fluvial en el río Paraná y el contexto de crisis económica por la pandemia causada por el Covid-19.

Río Paraná
Foto: Sol915.com.ar

La autorización indica que la apertura del vertedero comenzará el lunes 18 de mayo y se mantendrá su administración durante un lapso de doce días, en el que se irá analizando la situación jornada a jornada.

En un comunicado, el Consejo de Administración dijo que ha “reconocido el principio fundamental del derecho internacional de la utilización equitativa y racional de los ríos internacionales, en este caso el Paraná“.

Registro histórico en Paraná: 35 centímetros

Según comenta el medio Elonce, el río Paraná había registrado el 24 de abril pasado una marca que parecía difícil de repetir: ese día descendió a 46 centímetros frente al puerto de la capital entrerriana. Luego, producto de las lluvias que se registraron en la zona, tuvo un repunte de 8 centímetros y llegó a 54 centímetros el 30 de abril.

Pero como no hubo precipitaciones de relevancia en el norte de la cuenca, el caudal volvió a descender y según lo informa Prefectura, llegó en las últimas horas a un nuevo récord: el sábado 16 de mayo registró 35 centímetros y con pronóstico desfavorable.

Un pronóstico que se anticipó diez días

Elonce recuerda las estimaciones que había hecho en su momento el Instituto Nacional del Agua (INA) “haciendo un pronóstico pesimista” dando cuenta de que podría llegar a un mínimo de 35 centímetros el 26 de mayo. Lo pronosticado se anticipó en diez días.

El organismo había precisado que “en el norte del litoral argentino y en el sur de Brasil se espera un trimestre con condiciones deficitarias de precipitación. Al igual que en las cuencas del río Paraguay y Bermejo. Se prevén lluvias normales para el trimestre mayo-junio-julio en la cuenca del río Uruguay”.

“En todo el trimestre –confirmaron- predominarán condiciones de marcada escasez y aguas bajas. Los caudales de los grandes ríos de la cuenca se mantendrían en valores bajos y cerca de los mínimos registrados en los últimos 40 años”.

La malla del túnel subfluvial al descubierto

La directora del Túnel Subfluvial del lado santafesino afirmó a Elonce TV que ante la bajante se profundizaron los controles pero de todas maneras, llevó tranquilidad sobre la estabilidad de la obra que el año pasado cumplió 50 años.

Según se difundió en los últimos días por diferentes medios, la malla geotextil que protege al Túnel Subfluvial Uranga – Sylvestre Begnis quedó al descubierto, ante la bajante histórica del rio Paraná.

río paraná
Foto: somosonline

Ya en octubre del año pasado había quedado al descubierto, cuando el cauce oscilaba entre los 1,65 y los 1,70 metros en el Puerto de la ciudad de Santa Fe, pero en esta ocasión resulta más visible.

Carina Rotella, directora del Túnel Subfluvial del lado santafesino, contó a Elonce TV que “a raíz de esta bajante histórica, en el túnel se están reforzando los controles que se realizan periódicamente y el seguimiento es realizado por el equipo técnico y de Hídrica. Se hacen salidas periódicas con las lanchas para estudiar el estado del agua y de las mantas. Justamente este jueves los ingenieros estuvieron en el río haciendo el control”.

La funcionaria aclaró que estos controles “se realizan siempre”, independientemente de la altura que presente el río. Actualmente se reforzó por esta bajante.

Características de las mallas

Estas mantas protectoras fueron confeccionadas en dos etapas. “La primera fue de 600 metros, 50 metros aguas arriba y 50 metros aguas abajo del río. Están hechas de material geotextil, hormigón y alambres.

río paraná

“Son cuadrículas, como planchas de ravioles colocadas arriba del lecho natural del río haciendo que el suelo que está entre el túnel y la malla se confine 50 metros aguas arriba y 50 metros abajo, haciendo que la actividad del río no afecte la estabilidad del túnel”.

Estas mallas, al quedar al descubierto no pueden resultar dañadas. Según mencionó Cortez, lo que está expuesto por la bajante “son los últimos metros de la segunda etapa de 300 metros, la parte más alta del túnel está ubicada entre los 12 y 15 metros de profundidad o sea que tenemos mucha arena depósito y estamos muy lejos”.

Notas relacionadas:

Argentina y Brasil acordaron aumentar el caudal de los ríos Paraná e Iguazú

Puerto de Paraná: la bajante del río marcó nuevo récord

Bajante del Paraná: al complejo agroexportador le cuesta 244 millones de US$

1 COMENTARIO