Córdoba y Holanda trabajarán en la gestión del agua y el suelo, con la mirada puesta en La Picasa

Se firmó un memorándum en Laboulaye. Holanda capacitará a técnicos cordobeses en el manejo de modelos matemáticos de simulación para ayudar al ordenamiento de las cuencas en el sur. Aplicarán el modelo en la cuenca alta de La Picasa.

la picasa
El ministro de Agricultura y Ganadería de Córdoba, Sergio Busso, y el embajador de los Países Bajos en Argentina, Roel Nieuwenkamp, suscribiendo el memorándum.

Los gobiernos de Córdoba y de Países Bajos (Holanda) acordaron días atrás, en la localidad de Laboulaye, trabajar de manera conjunta para la gestión integral del uso de suelo y de agua en la zona denominada Cuenca Alta de La Picasa.

El ministro de Agricultura y Ganadería, Sergio Busso, y el embajador de los Países Bajos en Argentina, Roel Nieuwenkamp, suscribieron un memorándum para el desarrollo de esta iniciativa.

Por la cartera de Servicios Públicos, sumó su firma el secretario de Recursos Hídricos, Edgar Castelló.

Lo primero, la capacitación

Con la firma del documento se oficializa un proceso de colaboración cuya primera etapa consiste en la capacitación, por parte de profesionales holandeses, de técnicos cordobeses para el manejo de modelos matemáticos de simulación.

Los modelos tienen como finalidad proveer información sobre el comportamiento de la cuenca para un mejor manejo de los recursos suelo y agua.

la picasa avion
El ministro de Agricultura y Ganadería, Sergio Busso, y el embajador de los Países Bajos en Argentina, Roel Nieuwenkamp (mate en mano), en el avión durante la recorrida por el sur cordobés.

“De esta forma, no solo se pueden tomar mejores decisiones agronómicas sino también mejorar las políticas y acciones desde el estado tendientes a un desarrollo sostenible” explicaron desde el Ministerio.

“En las etapas posteriores a la capacitación de los técnicos para el manejo de los modelos, se realizará una interacción con los productores que tienen sus establecimientos en esa zona del sur cordobés, que abarca 243.500 hectáreas de terreno”, agregaron.

La Picasa como área de aplicación

La decisión de tomar como área de aplicación de este proyecto a la cuenca alta de La Picasa, se debe –según indicaron desde la Provincia– a que en esta región se cuenta con muy buena información sobre infraestructura agropecuaria (canales y caminos), tipos de suelo, características climáticas, edáficas, hidrológicas, productivas y socioeconómicas.

En la metodología de trabajo se incluye además la realización de cinco talleres para generar acuerdos y opiniones consensuadas entre los actores sobre las causas y consecuencias de los desajustes en el balance hídrico de la cuenca.

Además de opciones para mitigar los daños y formas de adaptar los sistemas de producción.

Un paso fundamental

Holanda es el principal referente en este tipo de proyectos que tienen que ver con el manejo de aguas y las diferentes acciones para su control y adaptación a las necesidades. Los modelos de simulación y los técnicos capacitadores pertenecen a la Universidad de Wageningen.

“La firma de este memorándum es un paso fundamental para que esta parte del sur de Córdoba pueda contar con valiosa información que sirva a los fines de cuidar los recursos y hacer más eficiente pero también más sostenible a la producción”, destacó el ministro Sergio Busso.

Por su parte, el embajador Roel Nieuwenkamp indicó que este tipo de proyectos conjuntos trae múltiples beneficios para ambos países, ya que Holanda compra materias primas desde Argentina.

la picasa recorrida
Recorrida por la cuenca alta de la laguna La Picasa, en el sur cordobés.

Luego de la firma, llevada a cabo el Laboulaye, la comitiva realizó una recorrida por campos ubicados dentro de la cuenca en estudio.

Allí, la delegación extranjera pudo visualizar las consecuencias que los excedentes hídricos fueron ocasionando en los campos a lo largo de los años.

El embajador había recorrido ante un campo en la región pedemontana, al norte de la ciudad de Córdoba, donde pudo apreciar la diferencia entre trabajar con ordenamiento de los excedentes en una zona de declive pronunciado y en una zona donde los desniveles son casi imperceptibles.

ENVIÁ TU COMENTARIO

Ingresá tu comentario
Por favor ingresá tu nombre aquí