Soja de primera: en Pergamino algunos productores se animaron a sembrar a pesar de la seca

Fue en lotes de calidad, con antecesor maíz y buen barbecho, que lograron buena retención de humedad superficial para poder sembrar soja de primera, a la espera de las próximas lluvias. El planteo de los primeros “apostadores”.

soja de primera
Siembra de soja de primera, hace pocos días en la zona del Paraje Ortíz Basualdo, partido de Pergamino.

En el partido bonaerense de Pergamino, a pesar de la seca, y mientras muchos lotes de trigo directamente se tuvieron que destinar a pastoreo de hacienda, algunos productores se animaron a sembrar la soja de primera de la campaña 2022-23, como por ejemplo, en la zona de la localidad de Juan Anchorena (Estación Urquiza) y del paraje Ortíz Basualdo, aprovechando los 15 a 20 milímetros de lluvia acumulados durante la última semana de octubre.

Se trata, en general, de lotes de gran calidad, con antecesor maíz y buen barbecho, que lograron una buena retención de humedad superficial, como para poder al menos realizar la siembra de soja de primera, a la espera de las próximas precipitaciones.

Uno de los productores que realizó esta apuesta en soja de primera en un contexto que viene siendo climáticamente muy desfavorable para el Partido de Pergamino, fue el ingeniero agrónomo Juan Carlos Ponsa, reconocido ex técnico del INTA local (especialista en control de malezas), quien sembró su soja de primera el pasado lunes 31 de octubre en la zona de Urquiza.

Para conocer las razones de su decisión de siembra de la oleaginosa, en el marco de una sequía histórica para todo el norte bonaerense, y donde hasta el último día de octubre se registraban muy pocos lotes iniciando la campaña gruesa 2022-23, El ABC Rural dialogó con el productor pergaminense.

ss

ss
Algunos productores ya se animaron a sembrar en Pergamino la soja de primera de la campaña 2022-23, a pesar de la seca, y mientras muchos lotes de trigo directamente se tuvieron que dar a pastoreo de hacienda.

Fecha ideal de siembra: fines de octubre a mediados de noviembre

“La siembra de soja de primera se prioriza sobre el maíz de primera, que directamente no se sembró en todo el Partido, pasando a planteos de segunda o tardío, ya que a medida que nos retrasamos en la fecha, las pérdidas de rendimiento en soja aumentan, a diferencia del maíz que sembrado más tarde puede rendir igual o más que el temprano”, explicó Ponza.

“Por eso, la fecha ideal de siembra de soja en nuestra zona es durante fines de octubre y hasta la primera quincena de noviembre”, apuntó. Como en la zona de Urquiza  llovieron entre 15 y 20 milímetros durante la última semana de octubre, consideró que “estamos en el límite de humedad en suelo”.

En ese sentido, el productor pergaminense explicó que “son lotes de buena calidad que vienen de maíz con mucho rastrojo, bien barbechados y limpios, por lo que las malezas no le sacaron humedad, y entre un poco que había en el perfil y estos últimos milímetros recibidos, la humedad acumulada nos permitió sembrar la soja de primera”.

Planteo de siembra, y necesidades de soja de segunda

-¿Cómo fue el planteo de siembra, teniendo en cuenta la seca?

-Con algo menos de densidad de plantas, para permitir un menor requerimiento de humedad, sembrándose a una distancia entre surcos de 35 a 41 centímetros, y con una fertilización inferior a lo normal, que permita menor demanda hídrica, y además porque los costos apremian y se esperan rendimientos que no serán los mejores por el contexto de año Niña.

-¿Qué se necesita en la zona para una buena implantación de soja de segunda?

-Unos 30 milímetros de lluvias. Si entre el 15 y el 20 de diciembre no hay humedad, se prefiere pasar a maíz, porque a partir de esa fecha los rindes posibles de la oleaginosa ya son bajos, y hay mucho riesgo de heladas tempranas.

EL ABC Rural

 

 

 

 

 

Periodista especializado en Agro de EL ABC RURAL