Se recuperan lentamente las exportaciones de carne

Las exportaciones de carne vacuna argentina del mes de abril continúan mostrando una lenta pero constante recuperación en términos de volumen. El principal destino, como era de prever, es China.

exportaciones de carne
Durante mayo, los compradores chinos continuaron marcando una tendencia a la baja en los precios
de importación, con valores de hasta 800 dólares por debajo de lo pagado un mes atrás.

Durante el último mes se reportaron exportaciones de carne enfriada, congelada y procesada por unas 65.500 toneladas equivalente peso carcasa (PC). Es decir, 4% más que lo registrado en marzo y un 14,5% por sobre lo exportado durante igual mes del año pasado.

A pesar del mayor volumen exportado, en nivel de facturación el mes de abril dejó cerca de 200 millones de dólares, sólo un 1,2% más que en abril del 2019. Sucede que el valor promedio de la tonelada exportada cayó en el transcurso de un año más de un 14%.

Durante los últimos dos meses China viene comprando a promedios de entre 250 y 300 dólares por debajo de lo pagado un año atrás.

Claramente, detrás de este comportamiento se encuentra China. Ya en 2019 este gigante llegó a comprar el 75% del total de las exportaciones de carne vacuna de  nuestro país.

Exportaciones y el gigante asiático

Durante el último mes, en un mundo ya muy diezmado por los efectos de la pandemia, las compras chinas llegaron a computar el 83% de participación, posicionándola indiscutiblemente como el principal responsable de nuestra performance exportadora.

Según el  mercago ganadero de Rosario Rosgan, las compras chinas crecen en abril por segundo mes consecutivo superando las 54.000 toneladas p.c. nivel que, meses atrás, lo ubicábamos dentro de un terreno ‘optimista’ en sus proyecciones.

Por otra parte, se esperaba ver una China volviendo a comprar a valores sensiblemente inferiores a los récord de finales del 2019, aunque manteniendo como piso los niveles convalidados a igual fecha del año pasado.

El enorme potencial de compra de China constituye un fundamento muy sólido para el mercado, y en particular para las exportaciones de carne de la Argentina.

La realidad marca que durante los últimos dos meses China viene comprando a promedios de entre 250 y 300 dólares por debajo de lo pagado un año atrás.

El problema es el precio

“En definitiva, el problema central no pasa tanto por el volumen de ventas, sino por los precios que nuestro principal cliente esta dispuesto a pagar”, dicen desde el Rosgan.

Sucede que China, ni lerdo ni perezoso, no cesa ni por un instante de negociar. Mientras el mundo aun se encuentra lidiando por controlar la pandemia, el gigante asiático parece estar más fortalecido en relación a un año atrás, en plena crisis de abastecimiento a causa de la fiebre porcina.

Si bien el faltante de carne en China sigue siendo un problema vigente, post pandemia la realidad es que este ‘impase’ comercial ha devuelto otro comprador al mercado, mucho más racional, estratégico y menos caótico que un año atrás.

 

exportaciones de carne

Argentina de pie

Sin dudas el enorme potencial de compra de China constituye un fundamento muy sólido para el mercado, y en particular para Argentina. Sin embargo, este fundamento situado en el contexto actual admite dos lecturas.

Por un lado, su rápida salida de la crisis del coronavirus está dando oxígeno a un escenario mundial sumamente golpeado que, sin China activa, podría estar siendo devastador.

Pero por el otro, siendo prácticamente el único mercado activo, mientras el resto del mundo recién comienza a transitar salidas muy lentas de las cuarentenas, le permite establecer pisos de compra que mucho costarán romper en el transcurso del año.

En este sentido, a medida que comience a reactivarse el resto de los mercados, especialmente los de mayor valor agregado para Argentina -como es el caso de Europa, EE.UU e Israel- posiblemente los valores empezarán lentamente a reacomodarse.

Claro que seguramente con márgenes sensiblemente menos holgados de los vistos durante gran parte del año pasado.

ENVIÁ TU COMENTARIO

Ingresá tu comentario
Por favor ingresá tu nombre aquí