Enmienda orgánica: la fertilización con aplicación de estiércol continúa ganando terreno

Es un recurso cada vez más utilizado en cultivos extensivos, que permite cerrar el círculo productivo en establecimientos que transforman materia prima en carne, leche y huevo, produciendo estiércol reutilizado como enmienda orgánica.

Las enmiendas orgánicas en muchos casos también son demandadas por establecimientos netamente de producción agrícola, como alternativa de fertilización orgánica.

En los últimos años viene acentuándose en nuestro país la utilización de estiércol como enmienda orgánica y como recurso para la fertilización de diferentes cultivos extensivos. Esta práctica conservacionista es alentada y asesorada técnicamente por diferentes instituciones públicas y privadas.

Se trata de un interesante recurso que permite cerrar el círculo productivo, en aquellos establecimientos agropecuarios que producen estiércol al agregar valor a la producción primaria, a través de su transformación en carne, leche y huevo, en feedlots, tambos y emprendimientos avícolas.

Pero las enmiendas orgánicas también en muchos casos son demandadas por establecimientos de producción netamente agrícola, como alternativa de fertilización orgánica.

La aplicación se realiza generalmente a través de empresas contratistas de maquinaria agrícola, que cuentan con los implementos especializados para una aplicación eficiente y de calidad.

enmienda orgánica
Feedlots, tambos y emprendimientos avícolas, son los establecimientos que agregan valor a la producción primaria, a través de la transformación del estíércol en carne, leche y huevo.

Líderes en picado de forraje, y también en aplicación de estiércol

Una de las firmas que se dedican a la aplicación de estiércol como enmienda orgánica, es Plem Silajes, integrada por los hermanos Claudio, Leandro y Amilcar Plem, de la localidad de Crespo, Entre Ríos.

Con 12 años de trayectoria en el mercado del picado de forrajes, hoy Plem es líder, siendo la empresa más grande de Argentina.

Este año con sus cinco equipos, procesó 15.500 hectáreas de maíz y sorgo, distribuidas en las provincias de Entre Ríos, Corrientes, Santa Fe, Córdoba, Santiago del Estero y Chaco. Además también desarrolló dos campos ganaderos, un tambo y recientemente agricultura.

Pero desde hace tres años, Plem también se posicionó en el mercado de la aplicación de enmienda orgánica como alternativa de fertilizante sólido, transitando la tercera campaña de esparcido del estiércol proveniente de feedlots, corrales de encierre de animales y aves.

Una campaña que se extiende entre mayo y octubre

Para conocer el trabajo que realiza la reconocida firma de Crespo , El ABC Rural, diálogo con Claudio Plem.

enmienda orgánica
La aplicación se realiza generalmente a través de empresas contratistas de maquinaria agrícola, que cuentan con los implementos adecuados para una aplicación eficiente y de calidad.

“La campaña de aplicación de estiércol como enmienda orgánica, se extiende de mayo hasta septiembre-octubre, que es el periodo donde están los campos libres de cosecha gruesa de maíz o soja para poder esparcir”, indicó Plem.

“En lo que va de la presente campaña llevamos esparcidos unas 50.000 toneladas de solidos de corrales de bovinos y aves, trabajando en las provincias de Córdoba y Entre Ríos”, agregó.

De todas maneras, el entrevistado estimó que “cuando finalice la presente campaña habremos esparcido unas 100.000 toneladas de estiércol como enmienda orgánica, en unas 4.000 hectáreas a las que aplicamos, en cada una, entre 20 y 30 toneladas”.

Para poder realizar ese trabajo con eficiencia y calidad, describió que “hoy contamos con cuatro equipos de esparcido marca Akron de gran capacidad, con 25 toneladas por equipo, tractores de alta potencia equipados con balanza y piloto automático. Y para lograr un ordenado esparcido, también tenemos dos palas cargadoras SDLG de gran capacidad”.

enmienda orgánica
Claudio Plem, uno de los integrantes de Plem Silajes, firma contratista de maquinaria agrícola de Crespo, Entre Ríos.

“Se logra generar y cerrar un círculo productivo perfecto”

En cuanto a las características e impacto productivo de esta alternativa, Plem explicó que un productor, por ejemplo, tiene un maíz para silaje de 50 toneladas de materia verde. “Nosotros lo picamos y ensilamos, la vaca lo come, lo bostea en el corral generando el fertilizante sólido, el que luego juntamos y esparcimos en los lotes agrícolas como enmienda orgánica, devolviendo ese material al campo donde se produjo”.

De esa manera, destacó, “se logra generar y cerrar un círculo productivo perfecto, donde los mismos animales producen la enmienda orgánica con el estiércol a través del alimento que obtienen del campo, y que luego vuelve al lote de producción agrícola como fertilizante y sus múltiples beneficios”.

Asimismo, el contratista, manifestó que “lo mismo sucede con los pollos para producción de carne y las gallinas ponedoras de huevos”.

enmienda orgánica

Cada vez más productores utilizan esta alternativa de fertilización

-¿Cómo observan el mercado de utilización de enmienda orgánica?

  • Hay una marcada tendencia de productores que cada vez más la utilizan como alternativa de fertilización sustentable, en sintonía con el ahorro en los costos y cuidado del medio ambiente.

-¿Quiénes son los principales demandantes?

-Básicamente son los mismos propietarios de establecimientos generadores de estiércol, como feedlots, productores mixtos y galpones de aves para producción de carne y huevos. Pero también hay muchos agricultores que lo eligen como alternativa.

ENVIÁ TU COMENTARIO

Ingresá tu comentario
Por favor ingresá tu nombre aquí